Historias

Marie Bulling

 

Por medio del libro Marie Bullinguna institutriz Alemana en Valparaíso ; diario de vida 1850-1861, publicado por la Universidad de Playa Ancha, se puede conocer una joven migrante quien trata de entender el nuevo mundo en lo cual se encuentra, después de un largo viaje a través del mar, dejando atrás su patria. Su situación económica le obliga a trabajar para una familia Chilena como tutora, aun que le falta gusto por su oficio. Llega sin hablar una palabra de español, entonces busca acogida con la comunidad alemana de Valparaiso. Sufre por no tener una amiga, entonces  confía en su diario de vida todos sus pensamientos:

Sin esta continua ansiedad por lo que está lejos y que no podemos alcanzar, creo que no es posible la vida y es precisamente esta ansiedad la que nos proporciona elasticidad y energía para hacer posible los imposible y que impide que nos sumerjamos en la apatía y el letargo. Por eso, también yo me empeñare incansablemente por salir adelante.

 Reclama que las mujeres solamente pueden conseguir la libertad a través del matrimonio con un hombre, pero sin embargo persigue la felicidad en el cumplimiento de sus deberes. Poco a poco se acostumbra y aprende a disfrutar la vida porteña. 

Emile Dubois

Emile Dubois, el Robin Hood de Valparaíso, de origen Frances, pasó por España, Venezuela, y Colombia, asumiendo numerosos nombres e identidades, antes de culminar su vida en la Carcel de Valparaiso en el año 1907. Fue perseguido y atrapado por la policía en el año 1906 cerca de la Plaza Anibal Pinto, al lado de la compañía de bomberos todavía ubicada en la esquina de Blanco con Melgarejo. Su juicio por el asasinato de varios importantes extranjeros, quienes se hicieron ricos con el negocio del puerto, fue seguido con detalle por los diarios, sobretodo el Mercurio de Valparaiso, durante 1906 y 1907. Dubois defendió su inocencia hasta el ultimo instante, en frente del pelotón de ejecución, declarando “yo no soy un asasino, sino un santo”. Hoy es conmemorado como santo de los pobres y privados de libertad, a quienes la justicia no ha servido, con una gran animíta en el cementerio de Playa Ancha.

Jorge Dib

Felipe Jorge Dib Zebeide nació en 1884 en el Líbano, dónde los otomanos habían establecido un regimen opresivo. La estabilidad del comercio en el nuevo mundo atraía a inmigrantes como el a instalarse con su familia en Valparaíso en 1908. Los líbanos viajaban con el “permiso turco”, al igual que los sirios y palestinos y, de ahí el apodo que perdura hasta nuestros días de identificar a los árabes en Chile como “turcos”, erroneamente. Dib, como muchos de sus compatriotas, se dedicó al comercio y vendía productos de paquetería y telas en lo que se conoce como el “puerta a puerta”. Sin conocer el idioma y los costumbres de este nuevo país, trabajaba con mucho tesón y logró establecerse como un líder en la comunidad árabe de Valparaiso. Conocemos su historia gracias a su bisnieto, Jorge Fernando Dib Guerrero, miembro del Club Unión Arabe de Valparaíso y Viña del Mar, que Felipe Jorge Dib Zebeide fundó junto con otros inmigrantes árabes de su generación.

Andrew Gemmel

Andrew Gemmel nació en 1869 en Escocia, estudio en la Universidad de Glasgow, y después de emigrar, fue profesor de matemáticas en Valparaiso. Como buen deportista, practicaba regularmente sus ejercicios en Playa Ancha, dónde tuvo que liderar con la policía, quienes lo estimaron impúdico andar ‘medio desnudo’, con sus calzoncillos largos, antes desconocidos en Chile. El futbol llegó a Chile con los marineros escoceses, quienes salieron del puerto de Glasgow y se embarcaban hacía Valparaiso, dónde organizaron partidos de futbol mientras su barco permanecía anclada. Pero a veces los barcos no traían tripulaciones suficientes para formar un equipo; los chilenos miraban este juego extraño y se empezaron a incorporar. Se formó la primera asociación de futbol en Chile para un torneo de una copa de plata, y Andrew Gemmel fue secretario de la organización, afiliada con el Football Association of England. Tuvo también el trabajo de traducir al español los reglamentos del partido, aun que hasta hoy en día se ocupan palabras como “corner”, “goalkeeper”, “offside” y “penalty”, provenientes del inglés. El 31 de mayo de 1910 se celebró el centenario de independencia de Argentina, y se jugaron 2 partidos de futbol en Buenos Aires, dónde participó Chile por primera vez, y el referee fue Andrew Gemmel.

Anuncios